Tesla confirma la apertura de la red Superchargers a otros fabricantes de coches eléctricos en 2022

Se ha rumoreado durante mucho tiempo e incluso el propio Elon Musk lo ha dejado caer en alguna ocasión. Ahora Tesla finalmente lo ha confirmado: tienen planes para permitir que otros autos eléctricos se carguen en sus estaciones de carga. Una de las grandes ventajas de Tesla pronto dejará de ser exclusiva de Tesla.


La confirmación llegó a través de una declaración a los funcionarios noruegos. La empresa ha indicado que planea abrir la red de Superchargers a otros fabricantes en septiembre de 2022. Esto, por supuesto, no confirma que se aplicará globalmente o en la misma fecha.

En el condado de Vestland en Noruega, Tesla ordenó recientemente incentivos para implementar estaciones de carga alrededor de la zona. Sin embargo, las autoridades locales no ofrecen incentivos a menos que la red de carga esté abierta a todos. Al parecer, Tesla confirmó que será y por primera vez ha fijado una fecha para ello: septiembre de 2022.

La exclusividad de los Superchargers

A diferencia de otros fabricantes, Tesla apostó desde el principio por construir su propia red de estaciones de carga. En ese momento era más una necesidad, considerando lo subdesarrollado que estaba el mercado de automóviles eléctricos. Su red de carga, a diferencia de las de otros fabricantes, es exclusiva para sus vehículos. Esto último es lo que parece estar cambiando.

Más de una década después de colocar el primer Supercharger, Tesla ya tiene más de 25.000 cargadores carga rápida en todo el mundo. Probablemente la red de carga más extendida del mundo y, en consecuencia, una de las grandes ventajas de Tesla para que los clientes elijan su coche antes que el de otro fabricante.

La compatibilidad ha sido uno de los grandes impedimentos hasta ahora, aunque los estándares son cada vez más unificados. En Europa, por ejemplo, se utiliza el estándar CCS para el conector, lo que facilita la integración. Por tanto, parece que si hasta ahora no se han llegado acuerdos ha tenido que ser por motivos económicos como los gastos de construcción y mantenimiento o las comisiones que pueda estar pidiendo Tesla.

Algunos han estado usando Tesla Superchargers en Europa para cargar coches eléctricos de otras marcas de forma gratuita

Ahora, si bien suena como una gran noticia para los usuarios de automóviles eléctricos, puede que no sea tan buena para los usuarios de automóviles eléctricos Tesla en particular. Aparte de perder la ventaja extra por la que habían pagado en ese momento, esta apertura también puede significar una aumento significativo en el uso de estaciones de carga y tiempos de carga.

Vía | Electrek

Leave a Reply